Esta semana hablaremos del Día Internacional contra el Sida y de los derechos de los infectados y enfermos de Sida. En Europa, pediremos que termine la complicidad de los países europeos con las prácticas ilegales de lucha contra el terrorismo de Estados Unidos. Y terminamos en Chad, donde se han registrado ataques de los Janjawid a la población civil sudanesa, refugiada en este país.

8 de diciembre de 2006
| Producción: URCM

Día mundial del Sida

El pasado 1 de diciembre se celebraba el día mundial contra el Sida. A esta enfermedad se suman muchas veces la violencia, la discriminación y la estigmatización sufrida por los seropositivos. Amnistía Internacional pide la protección de todas las personas que viven con el VIH y exige que la respuesta a la enfermedad se base en un enfoque de derechos humanos.

Para la organización, todas las personas deben beneficiarse de la ampliación de programas de tratamiento, apoyo y prevención con vistas a lograr el acceso universal antes de 2010, un compromiso fijado en los objetivos del milenio. Para Amnistía Internacional, para que la lucha contra el Sida sea efectiva, debe abordar las dimensiones sociales, económicas y culturales del problema. Amnistía Internacional hace un llamamiento a los programas de ayuda bilateral y a agencias como la OMS y UNAIDS, así como a gobiernos y a donantes, para que se diseñen e implanten programas y políticas eficaces contra el Sida.

El Sida en China

Esta pandemia nos lleva a China. Allí, Amnistía Internacional alerta de la grave situación que sufren los activistas que luchan contra el VIH, que se enfrentan a serios obstáculos en su trabajo, sufriendo detenciones arbitrarias, hostigamiento, amenazas y otras graves violaciones de los derechos humanos por parte del gobierno chino. Las cifras oficiales hablan de casi 700.000 infectados de sida en China, cifra que puede ser mucho mayor y que sigue creciendo mientras las medidas preventivas son limitadas, sobre todo en las zonas rurales. Los activistas juegan un papel fundamental en un país como China, promocionando la prevención y la educación sobre la enfermedad.

Traslados ilegales en Europa en la "guerra contra el terror"

Y ya en Europa, Amnistía Internacional sigue presionando al Consejo de la Unión Europea para que se oponga públicamente a la complicidad de algunos países europeos en el programa de entregas extraordinarias dirigido por Estados Unidos. La organización pide que se rindan cuentas por las graves violaciones de derechos humanos que se han cometido con la connivencia y ayuda de países europeos. En el marco de la llamada “lucha contra el terror”, Estados Unidos ha llevado a cabo traslados ilegales, torturas, malos tratos, detenciones arbitrarias y desapariciones forzosas.

La Unión Europea debe pedirle además a Estados Unidos que termine de una vez por todas con estas prácticas y que juzgue a quienes hayan participado en este tipo de abusos. Por su parte, los gobiernos implicados tienen la obligación de investigar los delitos cometidos en territorio europeo. El comité temporal del Consejo de Europa ha dejado claro que la lucha internacional contra el terrorismo, debe basarse en el derecho penal y en los derechos humanos. Ahora, países como Suecia, Italia, España, Reino Unido y Alemania deben sacar a la luz a su relación de complicidad con la lucha sucia contra el terrorismo de Estados Unidos.

Refugiados en Chad

Terminamos en Chad, los refugiados sudaneses siguen sin recibir la protección del gobierno. Amnistía Internacional ha detectado evidencias de nuevos ataques de los Janjawid a población civil a unos 150 kilómetros de la frontera con Darfur. Violaciones, torturas, desplazamientos forzosos y aldeas destrozadas son sólo algunas terribles pruebas de que el conflicto de Darfur se ha enraizado profundamente en el este de Chad. La organización tiene pruebas irrefutables de que los Janjawid atacaron aldeas en Chad, asesinando, mutilando y quemando vivos a sus habitantes. Todo ello, ante la indiferencia del ejército del país, que no hace nada por proteger a sus ciudadanos y a los refugiados sudaneses.

La organización alerta también de un brutal aumento de la violencia contra las mujeres en los campos de refugiados, que no han recibido la protección ni el apoyo solicitado a las fuerzas de seguridad del Chad. La situación de impunidad hace que estos ataques crezcan sin respuesta alguna. Amnistía Internacional hace un llamamiento a la ONU para que intervenga para proteger los campos de refugiados y las aldeas de nuevos ataques de los Janjawid, y llama además a las partes en conflicto a respetar los tratados internacionales.

En Amnistía Internacional trabajamos en todo el mundo para luchar contra los abusos de los derechos humanos y para cambiar las leyes que en algunas ocasiones tratan de legitimarlos. Somos un (...)
Archivos anuales
Canal RSS/Podcast

ÚLTIMAS EDICIONES



202248informativoai.mp3
MP3 |2.9 MB




202247informativoai.mp3
MP3 |3.2 MB




202246informativoai.mp3
MP3 |3.2 MB