Estas son las noticias más destacadas de la semana: En Siria la coalición dirigida por Estados Unidos insiste en negar víctimas civiles en la ciudad de Raqqa. En Chad la población debe pagar un alto precio por las rigurosas medidas de austeridad. En Eritrea hablaremos de la paz con Etiopía, que debe servir de catalizador del cambio en materia de derechos humanos. Y terminaremos con la reunión entre Putin y Tump, que debe ser aprovechada para demostrar que Rusia y Estados Unidos son actores internacionales responsables.

20 de julio de 2018
| Producción: URCM
| Duración: 00:03:45

Siria: La coalición dirigida por Estados Unidos insiste en negar víctimas civiles en Raqqa

La información de la Coalición para negar las conclusiones de un informe de Amnistía Internacional sobre la devastación causada por el bombardeo aéreo de la ciudad el año pasado es insuficiente e imprecisa y descarta casi todos los casos de víctimas civiles denunciados por “no creíbles”.

Esto demuestra que la Coalición insiste en negarse a admitir el gran número de personas civiles muertas y heridas debido a sus ataques. Fuerzas sobre el terrero apuntan a “errores” y “ataques aéreos infructuosos” causantes de “enormes pérdidas humanas y materiales”.

Chad: La población debe pagar un alto precio por las rigurosas medidas de austeridad

Estas medidas están abocando a la población a un mayor empobrecimiento, socavando su acceso a la asistencia médica necesaria y poniendo la educación fuera del alcance de muchos. De hecho, el presupuesto sanitario se ha recortado en más del 50 por ciento en cuatro años.

Además, manifestantes contra las medidas de austeridad han sufrido represión, detención y, en algunos casos, tortura. El gobierno chadiano debe dejar de reprimir y silenciar a quienes se atreven a expresar sus críticas sobre estas duras medidas.

Eritrea: La paz con Etiopía debe servir de catalizador del cambio en materia de derechos humanos

La mejora de las relaciones de Eritrea con la vecina Etiopía es una buena oportunidad para avanzar en la protección de la gran variedad de derechos humanos que se lleva negando desde hace mucho tiempo a la población eritrea, como los derechos a la libertad de expresión, reunión pacífica, circulación y juicio justo.

Actualmente hay miles de ciudadanos y ciudadanas de Eritrea encarcelados simplemente por expresar su opinión, incluidos activistas de derechos humanos y 15 opositores políticos detenidos en 2001. Amnistía Internacional ha pedido a las autoridades eritreas que pongan fin de inmediato a las violaciones y abusos contra los derechos humanos, incluida la persecución de minorías religiosas y el reclutamiento militar obligatorio.

Rusia y Estados Unidos deben aprovechar la cumbre entre Putin y Trump para demostrar que son actores internacionales responsables

Ambos mandatarios deben aprovechar la cumbre en Helsinki para abordar las cuestiones mundiales de derechos humanos más urgentes. Amnistía Internacional ha pedido que durante la cumbre concedan la máxima prioridad a la situación de las personas refugiadas en el mundo y la guerra en Siria, así como a las violaciones de derechos humanos que se están cometiendo en sus propios países.

Los presidentes Putin y Trump están siendo tóxicos para los derechos humanos. Sus respectivas políticas han tenido como resultado la separación de familias, la detención de niños y niñas en jaulas, la continuación de las atrocidades en la larga guerra de Siria, y la tortura y el homicidio de personas LGBTI en Chechenia, por nombrar sólo unos pocos de los horrores que se están produciendo bajo sus mandatos.

En Amnistía Internacional trabajamos en todo el mundo para luchar contra los abusos de los derechos humanos y para cambiar las leyes que en algunas ocasiones tratan de legitimarlos. Somos un (...)
Archivos anuales
Canal RSS/Podcast

ÚLTIMAS EDICIONES



202009informativoai.mp3
MP3 |3.1 MB




202008informativoai.mp3
MP3 |2.5 MB




202007informativoai.mp3
MP3 |2.6 MB

1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | ... | 235